La revolución americana

Las Revolución Americana comenzó a mediados de 1760 como una rebelión de colonos británicos que vivían a lo largo de la costa este de América del Norte. Terminó en 1789 con la creación de una nueva nación, respaldada por una constitución escrita y un nuevo sistema de gobierno.

revolución Americana

La Revolución Americana tuvo un profundo efecto en la historia moderna. Desafió y minó el poder absolutista de las monarquías europeas. Reemplazó la monarquía británica con un gobierno funcional basado en los principios ilustrados del republicanismo, la soberanía popular y la separación de poderes.

La Revolución Americana mostró que las revoluciones podían tener éxito y que la gente común podía gobernarse a sí misma. Sus ideas y ejemplos inspiraron la Revolución Francesa (1789) y más tarde los movimientos nacionalistas e independentistas. Más significativamente, la Revolución Americana dio a luz a los Estados Unidos, una nación cuyos valores políticos, fuerza económica y poder militar han moldeado y definido el mundo moderno.

La historia de la Revolución Americana es de rápidos cambios y desarrollos. Antes de los 1760, las colonias americanas de 13 disfrutaban de décadas de prosperidad económica y buenas relaciones con Gran Bretaña. La mayoría de los estadounidenses se consideraban británicos leales; se contentaban con ser súbditos de un rey británico sabio y benevolente que los esclavos y vasallos de algún tirano extranjero. Que una revolución pudiera desarrollarse en la sociedad colonial estadounidense parecía impensable.

A mediados de 1760, esta lealtad a Gran Bretaña se puso a prueba por un problema aparentemente benigno: desacuerdos y debates sobre las políticas e impuestos del gobierno. En una década, los granjeros estadounidenses se armaban con mosquetes y horcas y marchaban a la batalla contra las tropas británicas en Lexington, Massachusetts. A mediados de 1776, los políticos estadounidenses consideraron los lazos con Gran Bretaña tan irreparablemente rotos que votaron por la independencia. Esta independencia trajo consigo dos desafíos: la guerra con Gran Bretaña, el poder militar preeminente del mundo y la necesidad de un nuevo sistema de gobierno. Enfrentar estos desafíos marcó la fase final de la Revolución Americana.

El sitio web de American Revolution de Alpha History contiene cientos de fuentes primarias y secundarias para ayudarlo a comprender los eventos en América entre 1763 y 1789. Nuestro páginas temáticas, escrito por profesores e historiadores experimentados, proporciona resúmenes concisos de eventos y temas clave. Están respaldados por material de referencia como líneas de tiempo, glosarios, perfiles biográficos, mapas conceptuales, citas, historiografía y perfiles de prominentes historiadores. Nuestro sitio web también contiene una variedad de actividades en línea como crucigramas y opción múltiple pruebas, donde puede probar y revisar su comprensión de Estados Unidos en la revolución.

Con la excepción de las fuentes primarias, todo el contenido de este sitio web es © Alpha History 2015-19. Este contenido no puede copiarse, republicarse o redistribuirse sin el permiso expreso de Alpha History. Para obtener más información sobre el uso del sitio web y el contenido de Alpha History, consulte nuestro Términos de uso.